Autor: Nicole Púñez Lazo

La historia nuestra lejos de tener misterios, posee una riqueza de eventos interesantes y aquello que vamos a evocar no es nada que quedó inadvertido en la memoria del imaginario colectivo.
Hace muchos años, en el siglo XV Europa pasaba por grandes transformaciones y justamente España, país del cual había logrado despojar del poderío a los moros de sus tierras había logrado consolidar políticamente una sola monarquía; pero, que en su misma organización, era la economía que dejaba mucho que desear y tras las guerras de reconquistas y expulsión era necesario mejorar la economía; en ello, diferentes proyectos y uno de ellos la de Cristóbal Colón, hizo que la mirada de los reyes católicos apostaran por los viajes que se denominarán “Viajes de Redescubrimiento”; dichos viajes continuaron en el siglo XV y con nuevos protagonistas como Francisco Pizarro, Diego de Almagro y el padre Luque.
Entre tanto, durante el siglo XV, gobernaba el Sapa Inga Huayna Cápac quien tenía numerosos hijos, y del cual había designado como sucesor a un valiente de nombre Ninan Cuyuchi, uno de sus tantos hijos, pero por sus condiciones de destreza e inteligencia lo caracterizaban para el próximo sucesor.
Pero, un buen día el Willaq Umu alertó al Sapa Inga que no salga a su expedición, que era mejor esperar porque el el ritual del Kallpa, encontró algo extraño; ello impactó a Huayna Cápac, quien acompañado del sucesor Ninan Cuyuchi decidieron parar su viaje, pues vieron que el corazón de una llama sacrificada se inflaba hasta desangrar, mal augurio mi señor dijo el Willaq Umu, sacerdote del gran Estado del Tawantinsuyu.
Huayna Cápac haciendo caso del ritual y de los consejos del sacerdote; envió a su hijo Ninan Cuyuchi que organice una expedición por el norte y sur del Qosqo; por ello, acordó con sus hermanos que al norte Atahualpa traería noticias y al Sur Huáscar también haría lo mismo.
Una vez, organizado lo incierto que ha de venir; nuevamente el Willaq Umu, traería noticias: Mi señor, dirigiéndose a Huayna Cápac, el ritual nos dice que hombres enviados por Wiracocha han de llegar; pero, que ha de tener cuidado.
Por su parte, Atahualpa envió a un chasqui quien recorriendo el camino Inca llegó hasta el Qosqo con noticias de visitantes barbudos habían llegado y que en cada pueblo que llegaban mataban gente, saqueaban casas y abusaban de las personas. Huayna Cápac, juntamente con su hijo decidieron organizarse y planear un ataque sorpresa.
Un puñado de españoles liderados por Francisco Pizarro y sus socios: Almagro y Luque mostraron codicia, ambición y lujuria por el oro; habían matado a mucha gente, mostrando que eran poderosos bajo sus armas de fuego, perros, caballería y su astucia militar. Ellos querían entrevistarse con el Sapa Inga y sino sus fechorías irían a cada paso del territorio del Tawantinsuyu
Fue entonces que, el aguerrido Ninan Cuyuchi armó un plan para detener a estos invasores; al tener información de que algunos pueblos rebeldes habían decidido apoyar y estaban en camino al Cusco; tuvo una gran idea y era que el encuentro entre el Sapa Inga y los españoles debería llevarse en la meca andina, Chavín de Huaántar.
Se preparó el escenario estratégico, los soldados tawantinsuyanos rodearían a los españoles, divisando cada paso que darían; llevarían a los principales líderes españoles y tendrían que ingresar al templo de Chavín y bajo las condiciones del templo tendrían que atravesar el  laberinto hasta sentir temor bajo la acústica del lugar y los efectos del ayahuasca, planta nativa que llevaba a otras dimensiones y cuyos efectos hacían alucinar otros mundos.
En efecto, todo el plan tuvo lugar y fueron los Tawantinsuyanos queienes apresaron a los españoles, fue una guerra a muerte, en la que soldados de ambos bandos murieron pero por fin, el rumbo de la Historia era otra, venció el Tawantinsuyo y encarcelaron a los españoles, y, la entrevista con Pizarro no se hizo esperar pues se sacó mucha información de todo cuanto haría ganar el curso de la historia andina.
Apresurosamente, Ninan Cuyuchi ya coronado el Sapa Inga, viajó hasta México para unir fuerzas con los aztecas y ellos aceptaron, pues la alianza y el bloque contra los europeos no se hizo esperar; y en el caribe fueron apresados españoles que dieron cuenta de la estartegia militar español, a quienes con tal astucia, supieron sacar información; fue así que el bloqueo Méxicas-Tawantinsuyano recibió apoyo de holandeses quienes vendieron armamentos a cambio de preciados metales, oro y plata.
Ya para después de 1532, habían dos frentes Méxicas-Tawantinsuyanos frente a Franceses, quienes habían despojado a los españoles de su hegemonía, fue entonces el inicio de una nueva historia en plena época de una globalización y choque de culturas…